Seguramente muchos de ustedes ya han visto el video KONY 2012 en Youtube o quizá en su muro de Facebook o Twitter, gracias a amigos que lo comparten o que twittean #stopkony. Pero, ¿quién es Kony? Esa es la pregunta del momento, ya que seguramente se hablará de él todo este fin de semana y tal vez mucho más tiempo, pues en efecto lo que cuenta el video es verdad, miles de niños a lo largo de la historia de África han sido raptados con el fin de convertirlos en soldados o prostitutas, y sí, la mayoría de los países de África viven en una constante situación de corrupción y abusos políticos. Sin embargo, antes de apoyar esta causa es necesario ver los dos lados de la moneda.

El video KONY 2012 nos llega directamente de Estados Unidos, es por esto que no debe sorprendernos el tono ‘hollywoodesco’ del mismo. El video presenta una narración fácil de esquematizar: estadounidense conoce a africano marginado, estadounidense busca ayuda de su gobierno y compatriotas –pues quiere arreglar la terrible situación de su ahora amigo–, gobierno estadounidense manda a sus tropas militares para acabar con el mal y restaurar la paz. En pocas palabras eso es lo que sucede en el video, obviamente los recursos visuales, la narración, la manera en la que el protagonista nos muestra su vida privada, la opinión de un niño inocente y tierno, hacen que el video sea bastante convincente y que, de primer impulso, queramos compartirlo con todas las personas posibles. ¿Quién puede resistirse al heroísmo norteamericano?

Pero antes de firmar, vuelvan a ver el video, ahora desde una perspectiva crítica –o al menos diferente–. Por ejemplo, ¿notaron qué imágenes tiene el cartel KONY 2012? Bien, en este cartel aparece en primer plano la cara de Joseph Kony, detrás de él alcanzamos a ver el perfil de Osama Bin Laden y al fondo distinguimos al personaje del famosísimo bigote: Adolf Hitler. Obviamente no es sólo cuestión de diseño el haber elegido estos tres personajes, hay un mensaje claro, que el mismo cartel nos envía: Estados Unidos tiene a su nuevo ‘enemigo’ o, según el punto de vista, su nuevo ‘pretexto’.

Segundo punto a analizar, en muchos sitios de Internet se han publicado reseñas en las que presentan grandes incongruencias o fallas del video[1]. Una de éstas es que no se da suficiente información sobre Joseph Kony ni sobre la situación actual delLord’s Resistance Army (LRA). La situación que presenta el video existe desde hace más de 20 años, pero no siempre con las mismas características de violencia que éste expone, por lo que se le ha calificado como una perspectiva miope de la situación.

Como ya dije, siempre hay que intentar ver otro lado de la moneda. Y, como bien lo indica el video, gracias a Internet hoy en día podemos conocer varias perspectivas de una misma historia, así que, ¿por qué no investigar qué piensan sobre esto en Uganda? Si vamos a los blogs o leemos periódicos de Uganda, al igual que los comentarios de la gente en los mismos, encontraremos que existe una idea central: “Where was the US and European Union when people were dying in Northern Uganda and Southern Sudan for the last 20 years of the war? Or is it because of the oil in Uganda and the very region where they are coming to hunt Kony? Ugandans, how much do you really want to be fooled?[2].

Aquí tenemos otro lado de la misma historia. Poco se ha hablado del hecho de que en 2007 se encontró en Uganda, una cantidad considerable de petróleo y que China ha mostrado gran interés en hacer inversiones con este país. Tal vez esto no tenga nada que ver con el fenómeno KONY 2012 y la llegada de fuerzas militares de E.U.A a Uganda, pero no podemos evitar sospechar. A fin de cuentas, esas historias las hemos oído ya varias veces.

No busco acusar de ninguna forma las buenas intenciones de la campaña, me parece muy importante que la gente se entere, a través de la red, sobre las situaciones que han afectado a otros países por mucho tiempo. Es esencial que las personas que aún piensan en los países africanos como una mancha brumosa en el mapa, sepan algo de la situación social de estos. Sin embargo, debemos estar alertas a los maniqueísmos, el que el niño ‘tierno’ del video vea la situación de Uganda en términos de ‘buenos’ y ‘malos’ no quiere decir que todos la tengamos que ver así. No debemos verla así. Debemos recibir toda la información de los medios de manera crítica, buscar las diferentes perspectivas de una historia y, a partir de un análisis crítico, formular nuestra opinión; sin olvidar que ser críticos no es lo mismo que ser criticones. No involucrarse sólo por moda.

Poco a poco iremos viendo cómo se desenvuelve esta campaña. Puede ser que en unos meses ya nadie se acuerde de Joseph Kony, o que en efecto se de a conocer que Kony fue atrapado o asesinado, o tal vez, esperemos que no, que las sospechas de los habitantes de Uganda se convirtieron en realidad. Todo puede pasar, ojalá y todo acabe con un final de Hollywood donde el bien triunfe sobre todo mal y toda ambición.

*Con respecto a la importancia de conocer siempre el otro lado de la moneda, recomiendo el video del discurso “The Danger of a Single Story” de Chimamanda Adichie, escritora nigeriana.

(http://www.ted.com/talks/chimamanda_adichie_the_danger_of_a_single_story.html)


[1] http://globalspin.blogs.time.com/2012/03/08/why-you-should-feel-awkward-about-the-kony2012-video/).

[2] New Vision http://www.newvision.co.ug/finalsearch.aspx?q=kony

Sobre El Autor

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.